Trascender, A.C.

Las historias llegan a su fin

ARTURO FLORES RODRÍGUEZ
sábado, 12 de enero de 2019 · 01:19
Las historias de un contribuyente cumplido en el pago de los derechos de control vehicular han concluido al menos en este 2019. La saga que iniciara en el mes de diciembre del 2018 para aprovechar la promoción del pago anticipado, que instrumentó el gobierno de Coahuila ha terminado. 
En este momento el vehículo que utilizo ya porta las nuevas láminas y con ellas los engomados respectivos. El trámite que inició en el 2018 de formarse para recibir el estado de cuenta, acudir a pagar a una institución financiera o a una casa comercial y posteriormente volver en el mes de enero del 2019, nuevamente a  hacer fila para recoger las láminas y los engomados, ha terminado para satisfacción de quien escribe.
El pago anticipado fue una de las distintas soluciones que instrumentó la administración pública de Coahuila para enfrentar la falta de liquidez que se observó a finales del 2018 y que tuvo como prueba visible el retraso en el calendario de pagos a los maestros del Estado y el cierre de vialidades del centro de la ciudad por trabajadores del Instituto Tecnológico de Saltillo.
El martes de esta semana, después de haber observado los horarios de los distintos módulos, decidí a acudir a recoger las nuevas láminas tras terminar algunas actividades laborales. El módulo ubicado al interior de Plaza Real se encontraba con la misma característica que hemos señalado en los distintos artículos que preceden a éste, una larga fila que a muchas personas desalienta para efectuar el trámite respectivo .
Los comentarios de molestia de los contribuyentes en cada una de las filas que realicé fueron la constante, teniendo como elemento en común el señalamiento de que no es posible que año con año se presente la misma situación y las autoridades  del estado de Coahuila no puedan encontrar formas o mecanismos para evitar que efectuar el pago de los derechos de control vehicular sea tan tardado y fastidioso.
Para los distintos vendedores del interior de la plaza comercial citada aquello de las filas les ha beneficiado, los contribuyentes cumplidos tratan de mitigar el tiempo de espera comprando algún producto que vuelva más agradable el hecho de tener que estar parado más de una hora esperando el momento de ser atendido por los encargados del módulo.
Los primeros días del mes de enero continúan y las largas filas aún se observan en las recaudaciones de rentas y en los distintos módulos para el pago de los derechos de control vehicular, aquello que debería de ser una acción sencilla y rápida para el contribuyente cumplido, se vuelve un trámite fastidioso, el cual hay que acudir a realizar con elevados niveles de paciencia.
En los primeros días del 2019 aún muy pocos vehículos en la ciudad portan las nuevas láminas y es que realizar el trámite del pago no es una cuestión ágil y sencilla, tan no es una cuestión sencilla que  los módulos que se encuentran en distintos lugares de la ciudad de Saltillo no tienen un horario uniforme de cierre. Si una persona desea acudir a un módulo y por alguna situación diversa tiene que acudir a uno diverso, se puede encontrar que uno cierra más temprano que el otro.
Pagar los impuestos es parte del buen ser de un ciudadano, de la misma forma que el manejo honrado, eficiente y transparente  de los recursos públicos por parte de las autoridades. La recaudación de impuestos de las entidades federativas no es muy eficiente, salvo unos cuantos estados, en los cuales Coahuila no se encuentra.
Elevar los niveles de recaudación de ingresos por parte del Estado de Coahuila requiere políticas públicas que simplifiquen y no hagan tedioso y complicado el pago de los distintos impuestos y derechos. Infortunadamente el trámite del pago de los derechos de control vehicular  no es una cuestión simple ni sencilla.
Para aquellos contribuyentes que han cubierto el pago de sus derechos de control vehicular, que soportaron largas esperas, felicidades. Felicidades por cumplir uno de los deberes de un buen ciudadano.

Comentarios