LOBO NEGRO

Torres Cofiño, fortalece el debate legislativo

CARLOS MORALES JUÁREZ

El presidente de la Junta de Gobierno del Congreso de Coahuila, Marcelo Torres Cofiño, no es ningún improvisado, tal vez por ello es que desde su llegada a la LXII Legislatura, se vive con mayor fuerza el debate parlamentario y se construyen leyes más precisas para los coahuilenses, tan es así que en poco tiempo, desde temprana hora, las huestes panistas le miran como un fuerte contendiente a la gubernatura del Estado.
Distinguidos y excelentísimos amos y amas de su harapiento, famélico y pobretón lobo negro de barriadas, callejuelas empedradas y adoquinadas, callejones de mil recuerdos y extraviados amoríos repletos de paredes pintarrajeadas con ardientes corazones, cerros pelones y secos arroyuelos que abundan por estas tierras de Dios y María santísima, vengo ante ustedes para aullarles en torno a la fuerza con la que se está trabajando en el palacio de Coss, desde el arribo de Torres Cofiño a la presidencia de la Junta de Gobierno, teniendo a su lado a dos verdaderos delfines como Rafael Delgado Hernández, en la Oficialía Mayor y a Fernando Oyervides Thomas, en la Tesorería.
Cómo no recordar las palabras de Marcelo justo cuando asumió el cargo. "Es una cuestión histórica, pero que implica una gran responsabilidad y esfuerzo. Privilegiaremos el diálogo, el respeto y salir adelante con el rezago que podamos tener en las comisiones, que son demandas ciudadanas, somos representantes populares y tenderemos la mano a los legisladores”.
En contraparte la opinión que emite en torno al tan llevado y traído "huachicoleo” reviste suma importancia por la investidura que representa, externando que la estrategia que decidió impulsar el presidente Andrés Manuel López Obrador, ha resultado fallida e irresponsable.
Eso sucede cuando se aplican acciones que no son previamente planeadas, que provienen de visiones cortas, porque no se pulsa el resultado, el impacto negativo que está afectando a muchos millones de mexicanos.
Empero, reconoce que se tiene un acierto en la intención de que se investigue a anteriores presidentes de nuestra sufrida pero aguantadora patria mexicana, con la finalidad de saber hasta dónde están involucrados en el robo de combustibles a Petróleos Mexicanos.
Torres Cofiño, exigió piso parejo para todos en ese asunto y cualquier otro que signifique saqueo a la Nación, realizando las investigaciones suficientes y sancionando a cualquier persona independientemente del partido político al que pertenezca.
Lo único que se puede celebrar en la estrategia de López Obrador, es la intención de atacar un delito de gravedad que mucho impacta a la población, pero es lamentable que no se hayan tomado las precauciones en lo que se refiere a las consecuencias.
Porque de acuerdo con sus palabras, el desabasto del energético que se está padeciendo en el país, afecta a particulares y trastoca el transporte público.
Pero lo más grave es que se está afectando el movimiento o traslado de mercancías, con lo que se podría generar el desabasto alimentario para los mexicanos.
Comentarios

El Diario de Coahuila - Todos los derechos reservados. (2005-2016)