RECONOCE la IGLESIA católica

Adecuada la consulta ciudadana

El vocero de la Diócesis de Torreón, asegura que estas consultas son un acto que recoge el sentir de manera oportuna

TORREÓN, COAH.- Para la Iglesia Católica en México la decisión del próximo Gobierno Federal de atender la pacificación a nivel nacional, es un tema adecuado y oportuno, toda vez que existe un sentimiento de la población para que se trace una nueva ruta en la forma de atender los problemas de inseguridad, señaló el sacerdote Ignacio Mendoza Wong Sánchez, titular de Comunicación Social de la Diócesis de Torreón.
Aseguró que el diálogo directo entre población y gobierno, es un pilar fundamental para iniciar el proceso de pacificación y reconciliación nacional que tanto requiere el país.
Recordó que en el pasado, la iglesia católica fue muy cuestionada por los vínculos que se daban a conocer con la delincuencia organizada, y destacó que desafortunadamente nadie está blindado de tener un encuentro con este tema.
"La iglesia está igual de vulnerable ante la delincuencia como lo está la sociedad, estamos en las mismas situaciones, por eso es fácil que los delincuentes se puedan acercar a los sacerdotes, ya que somos de cierta manera figuras públicas y expuestas, sin guaruras y sin protección de algún tipo”, reveló.
El sacerdote señaló que los integrantes del clero tienen que tener una gran vocación y convicción de seguir una forma de actuar correcta, sin verse tentados a caer en los brazos de la delincuencia.
Advirtió que el Arzobispado de México no brinda ninguna protección a los sacerdotes que han sido amenazados por la delincuencia, y tampoco hay cambios de adscripciones ante este tipo de amenazas.
ALEJADA LA DELINCUENCIA DEL CLERO EN TORREÓN
Luego que en años pasados se dieran a conocer casos de presión de grupos delincuenciales al sector religioso, Ignacio Mendoza destacó que desde hace tiempo ya no se tiene registro de acercamientos de la delincuencia con el clero.
"Eso se terminó hace algunos años, pero ahora prevalece la parte de la delincuencia común, y afortunadamente no hemos tenido acercamientos en este sentido, toda vez que en el pasado se habrían registrado secuestros contra sacerdotes e incluso algunas iglesias estaban a cuota bajo la presión de organizaciones delictivas”, puntualizó.

 

 

Por Rodolfo Pámanes/Enviado

Comentarios

El Diario de Coahuila - Todos los derechos reservados. (2005-2016)