RECLAMA ACTIVISTA A PRÓXIMO GOBIERNO

‘Ya basta, no más atole con el dedo’

La representante del Grupo Vida indicó que se equivocan las autoridades si apuestan al cansancio o a la muerte de los familiares de personas desaparecidas.

TORREÓN, COAH.- "Ya basta, no más atole con el dedo” y no más simulación de las autoridades, pidió Silvia Ortiz al próximo Gobierno Federal, porque hasta ahora las políticas públicas en la búsqueda de personas han resultado ineficaces, y ahora piden que otorguemos el perdón a quien dañó una vida, una familia o una sociedad completa.
La representante del Grupo Vida indicó que se equivocan las autoridades si apuestan al cansancio o a la muerte de los familiares de personas desaparecidas.
"El amor a los nuestros es más grande que sus apuestas. La ciudadanía fincó una esperanza en el cambio… han querido callarnos y no han podido”, dijo.
Está inconforme por la incapacidad del gobierno para investigar y encontrar a los desaparecidos. Por eso los colectivos salieron al campo con picos y palas a buscar a sus seres queridos.
NI PERDÓN NI OLVIDO
Reclamó por la decisión del Gobierno Federal, por convertir en Unidad a la Comisión Nacional de Atención a Víctimas. Eso le resta atribuciones y autoridad.
Al participar en el Foro Escucha por la Pacificación y Reconciliación Nacional, cuestionó a los organizadores por las medidas que pretenden aplicar en ese plan de paz. Ni perdón ni olvido.
Lamentó que durante tres sexenios no haya tenido respuesta sobre la ubicación de su hija, Fany Sánchez Viesca, desaparecida desde noviembre de 2004.
Externó su malestar con autoridades forenses, pues les piden sangre sólo para archivarla. Así están los hallazgos de restos humanos en todo el país. En el mejor de los casos identifican un cadáver y no avisan a los familiares.
GRAVE REZAGO
En cuanto a la relación que mantienen con el Gobierno del Estado, Silvia Ortiz dijo que existe un grave rezago en el tema de la localización e identificación de cuerpos, pues aún hay muchos lugares en donde se sigue buscando a las personas que fueron víctimas de la delincuencia organizada. "Siguen sin haber células de trabajo, siguen los campos con miles de restos y se requiere de más manos para trabajar, y este problema continuará mientras persista la falta de un presupuesto real”, dijo.

 

 

Por Daniel Valdes  y Rodolfo Pámanes / Enviados

Comentarios

El Diario de Coahuila - Todos los derechos reservados. (2005-2016)