UNA MULA DE SIETE CUARTAS

Dora E. Molina G.
martes, 23 de abril de 2019 · 00:00
Nuevamente México vuelve a ser noticia a nivel mundial por la gran inseguridad que se vive en gran parte de su territorio, en esta ocasión al darse a conocer los dramáticos hechos que cobraron la vida de catorce personas en Minatitlán, Veracruz.
Y no es únicamente, porque a Alfonso Durazo le queda grande el puesto de Secretario de Seguridad Pública y Protección Ciudadana, como asegura la oposición, y hasta el momento no se ha visto, ni se conoce la nueva estrategia —además del combate a la corrupción— del gobierno federal para enfrentar dicho problema.
Por lo menos la comunidad en general sigue esperando que se vea y que se sienta que existe la estrategia de seguridad mínima que devuelva en parte la confianza de la gente, confiar en que algo se hace para contrarrestar las actividades de los grupos delincuenciales.
Es también porque, tal y como lo señaló el presidente Andrés Manuel López Obrador, las administraciones anteriores dejaron un verdadero desorden en ese aspecto, a tal nivel que es muy difícil que en tan poco tiempo se puedan ver resultados.
Lo que es un hecho, lo que sí se ve, es que a las organizaciones de  grupos criminales en el país, les va  mejor que nunca, porque según estadísticas mostradas a los medios de comunicación emanadas de la información mostrada por  los tres niveles de gobierno, el número de delitos ha crecido casi un nueve por ciento, en relación con lo sucedido el año pasado. 
Dentro de esos fríos números, los mexicanos siguen viviendo y sufriendo hechos como el ocurrido en Minatitlán, lo cual ha impactado a ese estado y al país mismo, que no ha dejado de horrorizarse de la capacidad, odio e indiferencia que muestra el ser humano para destruir. 
Dice la gente de a pie que no se ha visto cambio alguno y que para muestra basta un botón, pues sigue viendo con desconfianza a las autoridades judiciales, los mismos procedimientos, la misma deficiente atención a aquellos que van a la agencia del ministerio público a presentar una denuncia con resultados que casi siempre son los mismos.
Lo cual hace suponer que a más de cuatro meses de la presente administración hasta en este rubro, todavía no bajan las nuevas disposiciones, aún se están organizando para cambiar las cosas.
Esas que van a hacer que suceda la cuarta transformación y que para los ciudadanos es causa de vida, pues cuando la violencia criminal, se presenta en la calle o en los hogares, en cualquiera de sus presentaciones, no hay tiempo de espera.

Correo electrónico: 
dora_elizabeth_mg@hotmail.com  

Comentarios