México fue en 2017 el país más mortal para los periodistas

México fue el país más mortífero para la prensa en el mundo en 2017 con 13 asesinatos, por delante de Afganistán, Irak y Siria, señala un informe publicado hoy en Bruselas por la Federación Internacional de Periodistas (FIP), que calificó la situación de aterradora.
domingo, 31 de diciembre de 2017 · 12:14

"En Siria, México e India los asesinatos de periodistas presentan niveles aterradores, más mujeres periodistas han sido asesinadas, la impunidad de estos crímenes supera el 90 por ciento, la autocensura campa a sus anchas y nunca se han registrado tantos periodistas encarcelados como en los últimos años", dijo el secretario general de la FIP, Anthony Bellanger.

Mientras que a nivel mundial el número de 81 asesinatos fue el más bajo en una década, "vemos cómo los patrones no han cambiado en los países más violentos como India o México, país en el que estos asesinatos se han disparado", dijo el presidente de la FIP, Philippe Leruth, en Bruselas.

Los países con más muertes fueron México (13), Afganistán (11), Iraq (11), Siria (10), India (6), Filipinas (4), Pakistán (4), Nigeria (3), Somalia (3) y Honduras (3).

De acuerdo con la organización internacional de periodistas, fundada en 1926, "los medios continúan sumergidos en una extrema violencia por parte de insurgentes en Afganistán y de los implacables grupos del crimen organizado en México".

Entre los periodistas mexicanos asesinados este año figuran Javier Valdez, oriundo del estado de Sinaloa (noroeste), que era un reconocido experto en asuntos de narcotráfico, y Miroslava Breach, que había denunciado vínculos entre políticos y grupos del crimen organizado en Chihuahua (norte).

La FIP afirmó que existe también preocupación creciente por "los ataques de periodistas motivados por el populismo violento en India, la mayor democracia del mundo", entre ellos el homicidio de la periodista Gauri Lankesh.

México figura desde hace varios años entre los países más peligrosos para la prensa en el mundo, a pesar de que, a diferencia de países como Afganistán, Siria e Irak, no vive un conflicto armado interno.

En medio de la violencia de los cárteles de las drogas, la violencia en general se disparó en 2017 en México a los niveles más altos desde que comenzaron los registros hace dos décadas. Entre enero y noviembre hubo 26.573 asesinatos.

La FIP indicó que la caída del número de periodistas y trabajadores de medios asesinados en el mundo en 2017, que fueron 12 menos que en 2016, se debió a una reducción de zonas en conflicto más que a acciones para protegerlos.

Según señaló, la menor mortalidad se debe en parte a que "ha habido menos puntos de conflicto en lugares antes altamente inestables y en parte a la pérdida de territorios por parte de algunos grupos armados, que ha reducido la proximidad de estos profesionales a la línea de fuego en las zonas en combate".

"La FIP saluda el descenso de dicha cifra, que se ha reducido de 93 asesinatos el año pasado a 81 en 2017, pero pide cautela ya que existe un número sin precedente de periodistas encarcelados y exiliados, la autocensura está ampliamente extendida y la impunidad de estos asesinatos, ataques y amenazas contra el periodismo independiente está alcanzando niveles epidémicos", alertó.

Comentarios